El general Ward, primer general en jefe del mando regional AFRICOM, está siendo investigado por gastar dinero público en viajes, estancias de hotel y regalos para personas no autorizadas entre las que se encuentra su familia.