En 2007 la Marina Real Marroquí encargó a los astilleros franceses DSCN una fragata de la clase FREMM. En su momento se dijo que el contrato era una compensación a Francia por la compra a EE.UU. de aviones de combate en detrimento de la industria franceas que veía una vez más escaparse la posibilidad de exportar el Dassault Rafale.

No es la primera vez que la MRM disponía de una clase de un buque con un solo ejemplar, lo que encarece la logística. Tal era el caso de la coberta clase Descubierta comprada a España y que cumplía el papel de buque insignia de la flota. Sin embargo informa Maghreb Confidential que Francia y Marruecos podrían estar negociando una segunda fragata FREMM.