El ferry M/F Ankara turco ha recogido heridos de las ciudades libias de Masrata y Bengazi donde desembarcó suministros médicos. La operación contó con la escolta de fragatas y aviones F-16 turcos. Además a bordo del barco iban miembros de las fuerzas especiales turcas.

Masrata lleva semanas bajo asedio del régimen libio y las condiciones sanitarias son extremadamente precarias según comunican los residentes en la ciudad.