La revuelta tuareg en el norte de Malí proporcionó abundante material militar a los rebeldes, al que se suma el obtenido en los arsenales militares de Libia. En las siguientes fotos podemos apreciar parte de ese material.


Uno de los cuatro Mil Mi-24D comprados por Malí a Bulgaria.



Dos fotos que muestran un total de 11 carros de combate ligeros PT-76.


Lanzacohetes BM-21 “Grad”.