La precipitación de los acontecimientos en la crisis de Malí, con una ofensiva de los rebeldes islamistas y una intervención francesa, ha llevado a los países de la Comunidad Económica Estados África Occidental (ECOWAS en sus siglas en inglés) al envío de tropas.

Las fuerzas, que sumarán alrededor de 3.300 soldados, serán aportadas por Nigeria, Níger, Senegal, Togo y Burkina Faso. El contingente de fuerzas de la CEDAO serán comandadas por el mayor general nigeriano Shehu Abdulkadir. Se ha informado que las aportaciones de Togo y Burkina Faso sumarán cada una 500 soldados.