El macizo del Adrar de los Iforas se convirtió el territorio al que se retiraron los yihadistas en Malí, tal como contábamos en “La guerra en Malí se traslada a las montañas”. El pasado día 19 de febrero falleció en combate el suboficial Harold Vormezeele del 2º Regimiento Extranjero de Paracaidistas (2e REP). El sergent-chef Vormezeele servía en el Grupo de Comandos Paracaidistas del regimiento y encontraba realizando una operación de reconocimiento a 50 kilómetros al sur de Tessalit en el momento de su muerte.

Por su parte, un número de militares chadianos que podría estar entre 13 y 23, murieron el pasado sábado 23 de febrero. Al parecer yihadistas capturados hicieron estallar chalecos explosivos que llevaban ocultos. Chad es el país africano con el mayor contigente en Malí y el único que ha ofrecido sus tropas para operaciones de combate.