El pasado jueves 1 de enero el ministro de defensa francés, Jean-Yves Le Drian, visitó  Madama, en el norte de Níger. La localidad es lugar de paso del tráfico procedente de Libia. Según el ministro, el sur de Libia se ha convertido en un “centro terrorista” pero descarta una nueva intervención militar externa sin una solución política a la actual crisis del país.

El gobierno francés anunció en octubre de 2014 que se establecería una base avanzada en Madama. Los zapadores franceses han realizado obras en la pista de tierra, extendiéndola de 1.300 metros a 1.800 metros, además de crear plataformas de estacionamiento para aviones y helicópteros.